Logo EstoesAtleti.es
Logo EstoesAtleti.es
Logo EDATV NEWS
Logo whatsapp
Imagen de Marcos Llorente con el Atlético de Madrid

Marcos Llorente y un 'fichaje', el plan del Atleti para el lateral ya está en marcha

El lateral derecho es una de las demarcaciones más cotizadas en el Atlético de Madrid, y Simeone ya ha probado a varios jugadores en dicha posición, en detrimento de Nahuel Molina, alejado de su mejor versión esta temporada

El Atlético tiene numerosos frentes abiertos de cara a la segunda mitad de la temporada, una que será muy exigente para los de Simeone. La escuadra colchonera debe dar un paso al frente para competir en todas las competiciones, y eso pasa por exprimir a sus jugadores. El técnico argentino es consciente de ello, y ya estaría pensando diferentes estrategias para cubrir todas las posiciones.

Una de las más relevantes para el preparador colchonero es la demarcación de lateral derecho. Esta es una zona de gran importancia para el Atlético, ya que son pocos los futbolistas que pueden desempeñarse en dicha posición. Nahuel Molina parece el titular indiscutible, pero el técnico contaría con alguna alternativa en el caso de que el argentino no tenga regularidad.

El plan B que maneja Simeone para Nahuel Molina

En el caso de que Molina no pudiera desplegar su mejor nivel en el Atlético, Simeone ya tendría una alternativa. Esta no sería otra que Marcos Llorente, quien ya sabe lo que es jugar como carrilero. El centrocampista ha disputado numerosos encuentros en los últimos años en dicha demarcación y no tendría problema en regresar a la posición.

De esta forma, el cuadro rojiblanco ya contaría con dos futbolistas para cubrir un puesto de lo más delicado. Marcos Llorente podría ser la principal competencia de un Nahuel que podría renovar en las próximas semanas. Sin embargo, el argentino es consciente de que debe dar un paso adelante si quiere mantener la titularidad con Simeone

Llorente, que ha dado un notable paso al frente en las últimas semanas, quiere seguir creciendo en el Atlético. El madrileño se encuentra en la búsqueda del nivel de la Liga 20/21, y, por ello, ganarse la confianza de Simeone es vital. De este modo, Marcos Llorente no tendría inconveniente para poder suplir cuando sea necesario a Nahuel Molina como lateral derecho.

Rodrigo Riquelme podría ser otra alternativa si es necesario

Por otro lado, se debe resaltar que una de las grandes sorpresas de la temporada en el Atlético podría ser una alternativa a Nahuel Molina. Rodrigo Riquelme, quien ya ha sido probado en los últimos partidos en esa zona, podría ser otro plan de contingencia de Simeone. El madrileño, elogiado por su entrenador por su predisposición al esfuerzo, podría contar con más minutos en dicha demarcación.

Su crecimiento en su etapa en el primer equipo está siendo notable, mostrando un buen rendimiento cuando salta al campo. Su versatilidad habría encandilado a Simeone, que le utiliza normalmente como carrilero izquierdo. En el caso de que sea imprescindible, Riquelme podría pasarse a la banda derecha, como ya ha pasado en el duelo ante el Girona.

El Atlético quiere consolidar a un lateral en el once

En las últimas semanas, Simeone ha probado a diferentes jugadores en el lateral derecho, buscando darle más profundidad a su equipo. Con un Nahuel Molina alejado de su mejor versión durante esta temporada, futbolistas como Riquelme han sido situados en dicha demarcación. El Atlético quiere dar un paso adelante, y, para ello, necesita contar con cierta estabilidad en sus alineaciones.

Tras complicarse, y mucho, las cosas en el torneo doméstico, el cuadro de la capital de España lo tiene claro. El duelo de la Copa ante el Lugo puede suponer el golpe de confianza que tanto necesitan fuera de casa, donde han perdido demasiados puntos. Por ello, contar con un jugador fiable en una zona tan delicada como el lateral se ha convertido en vital para los rojiblancos.

Simeone cuenta con varias alternativas, en el caso de que Nahuel Molina no estuviera disponible. Solo el tiempo dirá si el argentino vuelve a contar con un sitio asegurado en el once titular, o, si por el contrario, otros le ganan la partida. De esta forma, en las próximas semanas, se puede abrir una batalla encarnizada para obtener un puesto de lo más cotizado.